Está usted ¿Mancillado? Dios le quiere ¡Limpiar!


Cuatro puntos que usted debe tener en cuenta: El hombre está contaminado por el pecado.

1 - Usted necesita ser purificado

  • Los hombres son, por naturaleza, corrompidos e incrédulos. Tito 1:15
  • No hay en él cosa sana. Isaías 1:6
  • Jesús decía, que lo que del hombre sale, contamina al hombre. Porque de dentro, del corazón de los hombres, salen los malos pensamientos, los adulterios, las fornicaciones, los homicidios, los hurtos, las avaricias, las maldades, el engaño, la lascivia, la envidia, la maledicencia, la soberbia, la insensatez. Todas estas maldades de dentro salen, y contaminan al hombre. Marcos 7:20-23
  • El corazón de los hijos de los hombres está lleno de mal. Eclesiastés 9:3
  • Todos se desviaron, a una se han corrompido; No hay quien haga lo bueno, no hay ni siquiera uno. Salmo 14:3

2 - Es imposible purificarse por sí mismo

  • Aunque te laves con lejía, y amontones jabón sobre ti, la mancha de tu pecado permanecerá aún delante de mí, dijo Jehová el Señor. Jeremías 2:22
  • ¿Quién hará limpio a lo inmundo? Nadie. Job 14:4
  • Ninguno de ellos podrá en manera alguna redimir al hermano, ni dar a Dios su rescate (porque la redención de su vida es de gran precio, y no se logrará jamás). Salmo 49:7-8

3 - Solo Jesús puede purificarle

  • Yo, los limpiaré de toda su maldad. Jeremías 33:8
  • De todas vuestras inmundicias; y de todos vuestros ídolos os limpiaré. Ezequiel 36:25
  • Purificando por la fe sus corazones. Hechos 15:9
  • La sangre de Jesucristo su Hijo nos limpia de todo pecado. 1 Juan 1:7
  • Mientras iban, fueron limpiados. Lucas 17:14
  • Si vuestros pecados fueren como la grana, como la nieve serán emblanquecidos; si fueren rojos como el carmesí, vendrán a ser como blanca lana. Isaías 1:18
  • Cristo, habiendo efectuado la purificación de nuestros pecados por medio de sí mismo, se sentó a la diestra de la Majestad en las alturas. Hebreos 1:3

4 - Es ahora el día de la salvación. Hoy, usted puede ser puro

Vuélvase hacia Dios y pídale, como David en otra época:

  • Purifícame con hisopo, y seré limpio; lávame, y seré más blanco que la nieve. Salmo 51:7
  • Bienaventurados los de limpio corazón, porque ellos verán a Dios. Mateo 5:8
  • Porque de tal manera amó Dios al mundo, que ha dado a su Hijo unigénito, para que todo aquel que en él cree, no se pierda, mas tenga vida eterna. Juan 3:16

¡Cree!

  • ¿Qué debo hacer para ser salvo?
  • Cree en el Señor Jesucristo, y serás salvo. Hechos 16:30-31

Mi decisión

Estando convencido de que soy un pecador perdido, contami­nado por el pecado, creo que Jesús murió por mis pecados, y lo acepto como mi Salvador personal. Humildemente le pido su ayuda para seguirlo y anunciar lo que ha hecho por mí.

navigate_before Está usted ¿Desesperado? Dios le da ¡Paz y esperanza! Está usted ¿Perdido? Dios le quiere ¡Salvar! navigate_next
vertical_align_top Arriba